Blogia
CENTRO DE INVESTIGACIÓN DE LOS ANDES

LA PASCUA Y LOS HUEVOS DE CHOCOLATE

La Pascua: Tradicional fiesta cristiana y profana del mundo

La Pascua de Resurrección es la celebración cristiana que conmemora la resurrección de Jesucristo, que se acostumbra recordar con una solemne celebración litúrgica. En el interior de nuestro país, es tradicional visitar a los padrinos de bautismo o de casamiento para entregarles un obsequio y pedirles su bendición.


Temas relacionados


En países de Europa, los huevos y los animales de chocolate, de todos los tamaños y decoraciones, invaden los escaparates y se transforman en el regalo tradicional de Pascua.

En nuestra capital y en otros puntos del país, el huevo de Pascua también es una tradición gastronómica de la fiesta de Pascua.

El huevo es figura de la Resurrección de Jesucristo, como el sepulcro sellado el sábado para abrirse con una nueva vida el domingo.

Entre los siglos IX al XVIII, la iglesia prohibió el consumo de huevos durante la Cuaresma, por considerarlo equivalente a la carne, por lo que la gente los cocía y los pintaba para diferenciarlos de los frescos y poderlos consumir el día de Pascua de Resurrección.


PIÑATAS EN FORMA DE HUEVO - En algunas comunidades católicas, como las del Camino Neocatecumenal, es costumbre hacer una piñata en forma de huevo, que en su interior contenga dulces y juguetes, que se regalan a los niños pertenecientes a dichas comunidades. A veces también contienen otros pequeños huevos decorados, que se entregan a modo de tarjetas de Pascua, de manera análoga con las de Navidad.

EN OTRAS LATITUDES - El comercio se encargó de incorporar los huevos de chocolate y los huevos de plástico que se rellenan con dulces, y que -según la leyenda- son escondidos por el conejo de Pascua para que los niños los busquen y, por consiguiente, los encuentren y se los coman.

En Argentina, se conserva la tradición de regalar huevos de Pascua decorados artesanalmente con glasé multicolor o bien en chocolate.

En México, luego de ir a la iglesia para la celebración de la Resurrección de Jesús, las familias pasan el resto del día en el parque, donde los adultos esconden los huevos de Pascua y los niños se encargan de encontrarlos. Estos están pintados y rellenos de confites y dulces. Las familias acostumbran comer carne vacuna y pollo asada.

Según dicta la tradición en Bulgaria, en esta fecha se invita a amigos a casa y se beben unas cuantas copas de aguardiente (la "rakia" búlgara), acompañadas de golosinas diversas.

En España se preparan torta, rollos o galletas mientras que en el resto de Europa los huevos y los animales de chocolate invaden lo escaparates y se convierten en un regalo tradicional.
Fuente: es.wikipedia.org
Imagen: Agencia EFE.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres