Blogia
CENTRO DE INVESTIGACIÓN DE LOS ANDES

LA GLOBESIDAD

xornal.com - Víctor Sariego -  Es un problema de salud convertido en epidemia mundial y que ya no distingue entre niños y adultos, ni entre ricos o pobres. De hecho, atendiendo a los autores del término, uno de cada cinco habitantes del planeta padecen ya este problema de salud, que origina enormes costes sanitarios.

Los expertos consideran que evitar el sobrepeso “es una responsabilidad de todos los estamentos sociales, ya sea la familia, los investigadores, el colectivo médico o las diferentes Administraciones”. Esta es una de las principales conclusiones del III Simposio Científico del Centro de Investigación Biomédica en Red Fisiopatológica de la Obesidad y la Nutrición (Ciberobn), que se celebró en A Toxa y el que participaron 200 especialistas en este campo.

Durante tres días, los expertos debatieron sobre las claves y retos de futuro para combatir la obesidad, que, según el director de la Internacional Obesity Taskforce, Philip James, ya afecta a 300 millones de personas, una cifra que “seguirá creciendo sin parar a no ser que se tomen medidas urgentes” concluyó. Para James y la mayoría de ponentes, atajar este problema requiere actuaciones como investigar la alimentación y su relación con los factores que aumentan el riesgo cardiovascular o estudiar la dieta y la evolución de las patologías relacionadas con el sobrepeso. Porque la obesidad “incide de forma importante en la evolución de enfermedades graves y mortales” , además de ser “muy cara”, pues “supone un aumento irracional y disparatado de los costes sanitarios”, dijo el director de la Internacional Obesity Taskforce.

En la última década, se ha triplicado el número de menores de edad que sufren esta situación, por lo que “es necesario actuar, especialmente, entre niños y adolescentes”. Para ello, James propone “investigar su desarrollo en los primeros años de vida, estableciendo mejores líneas de tratamiento nutricional”, es decir, diseñar previamente y controlar la dieta de los más pequeños desde la familia hasta las instituciones y “mejorar la aportación económica” que se destina a paliar la enfermedad.

Además de convertirse en crónica, la obesidad es ya uno de los asuntos que más preocupan en el ámbiro de la salud pública. Se asocia a factores de riesgo como la hipertensión, los problemas cardiovasculares, el cáncer o la diabetes mellitus tipo II, cuya incidencia se ha incrementado de forma paralela a la del sobrepeso. Así, los expertos también se han visto obligados a acuñar el término diabesidad para aunar ambas afecciones.

EL NAOS Y LA GRELINA

El Ministerio de Sanidad puso en marcha en 2005 la Estrategia Naos, una iniciativa que se ha convertido en un “elemento de lucha indispensable contra la obesidad en España” según el representante de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición, Napoleón Pérez. Este programa plantea, entre otros, un plan para reducir el consumo de sal, así como considerar a niños y adolescentes como un objetivo prioritario en la lucha contra la la patología. Así, porpone el Código de Autorregulación de la Publicidad de Alimentos, dirigido a menores. En esta línea, el Ciberobn va a desarrollar un estudio adicional de las variantes genéticas y los factores ambientales que condicionan estos problemas. De momento, los investigadores han descubierto el gen FTO o de la grasa, uno de los que más influyen en el exceso de peso.

El investigador compostelano Carlos Diéguez presentó sus conclusiones sobre los mecanismos que intervienen en el hipotalámico y el restablecimiento de energía después de un periodo de sobrealimentación. Destacó la importancia de la grelina, también conocida como la hormona del hambre en este proceso.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres